Encapuchados atacan e intentan quemar otra iglesia en Chile

Luego del incendio de dos iglesias en el centro de Santiago, un grupo de encapuchados atacaron ayer en la noche la iglesia de San Francisco en la ciudad de La Serena e intentaron quemarla, sin embargo, fueron dispersados por los carabineros.

El ataque ocurrió también en medio de las manifestaciones que recuerdan el primer año del estallido social en Chile; tal como sucedió el domingo cuando grupos de vándalos incendiaron las iglesias de la Asunción y San Francisco de Asís, ambas en el centro de la capital Santiago.

En el ataque a la iglesia de La Serena –ciudad ubicada a 396 kilómetros al norte de Santiago–, los vándalos hicieron pintas en las paredes del templo, rompieron los vidrios e intentaron prender fuego en el interior del templo. A través de su cuenta de Twitter, Carabineros indicó que algunos sujetos sustrajeron algunas bancas para levantar barricadas.

“El rápido despliegue de personal de Control de Orden Público evitó que antisociales vandalizaran la Iglesia San Francisco, en Edo De La Barra con Balmaceda, en el centro de La Serena. Los sujetos sólo lograron sustraer bancas, usadas para barricadas que ya están controladas”, informó.

En un comunicado, la fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada llamó al Gobierno a garantizar la seguridad de los templos. Recordó que desde octubre de 2019 han sido atacados cerca de 60 edificios religiosos.

CCJ NOTICIAS

Compartir