“Porque estaba en la cárcel, y vinisteis a verme»

14 de febrero del 2012, se reflexiona acerca de las lecciones aprehendidas en esta tragedia.

Con esta Cita bíblica, la Iglesia nos recuerda que la dignidad del hijo de Dios no se pierde a pesar de nuestras debilidades humanas, hoy en el octavo aniversario de la muerte de 362 personas en el incendio que se registro el 14 de febrero del 2012, se reflexiona acerca de las lecciones aprehendidas en esta tragedia y el compromiso social, moral y como comunidad tenemos con aquellos que aun no seca sus lagrimas por esta tragedia

Agrupados en una asociación los familiares de los privados de libertad fallecidos depositaron flores en el monumento que en las afuera de la granja penal de Comayagua se recuerda el nombre de cada persona que murió ese día

En esta ceremonia se elevó oraciones por el descanso de sus almas y se pidió consuelo para las familias que viven esta ausencia física, además se pidió acompañamiento para apoyar con la construcción de una vivienda digna a madres, esposas e hijos de las victimas

En diferentes parroquias se celebraron eucaristía recordando la memoria de los fallecidos, pidiendo que los corazones afligidos por el dolor sean consolados en el amor de Cristo

CCJ NOTICIAS

Compartir